19.11.08

Ofensa

"La ofensa es como un buen haiku: puede ignorarse, desconocerse, perdonarse o borrarse, pero nunca puede ser olvidada".
Mirumoto Jinto

9 comentarios:

GILBERTO dijo...

Oigan, me llamo la atención la frase, pues tiene mucho contenido Bushido y el uso del haiku como referencia, solo eso.

No abogo de ninguna manera por mantener rencores, pues carcomen el alma. Hago esta aclaratoria antes de que me caiga una lluvia de críticas, si quieren les consigo la ubicación de la tumba de Mirumoto :)

ivánHTT dijo...

La frase está muy bien pero digamos que se puede adaptar a cualquier elemento literario. Haiku, novela, ensayo... ¿No?

GILBERTO dijo...

Claro que es adaptable, pero fué dicho por un Samurai y poeta.

ÓNIX dijo...

Me gustó la frase, BASTANTE bastante cierta y reflexiva, aunque siempre he dicho que quien perdona, olvida, de lo contrario sólo finge que perdonó...

..**Una vida, Mil suspiros**.. dijo...

Pues es una excelente frase y reflexión, porque aunque no se convierta en rencor y se perdone, siempre queda en algún rinconcito del alma esa lucecita amarilla que advierte, cuidado.. con esta persona puede ocurrirte otra vez...

Asi lo entiendo yo, no como algo de rencores que amarguen y mustien el alma, sino como alguito pequeño que queda latente por ahi..

Un besito.

..**Una vida, Mil suspiros**.. dijo...

Ahhh!!
Y los mas lindo es lo del haiku...
pasa, pero siempre queda el aroma de sus letras rondando nuestra alma.

Otro (k)

Oswaldo Aiffil dijo...

Hola Gilberto! La ofensa puede no olvidarse. Se trata de un asunto de memoria. Lo que no debe quedarse es el rencor, el resentimiento, la rabia. Esas son cosas que hay que desechar. El Zen nos enseña cómo hacerlo. Hay muchas otras formas de aprenderlo. Hay un viejo cuento de un sujeto que ofende a otro, que a su vez le regala un cumplido. "Al final", dijo el "ofendido", "eso es lo que sale de ti, y el cumplido es lo que sale de mi, no hay mas nada que ofrecer". Tiempo sin venir a comentar, pero siempre vengo a leer lo que escribes. cada vez que abras tu bitácora, sabes que ando por allí, dando una vuelta. Un abrazo!

Siry dijo...

Frase muy cierta, es cuestión de como se viva el momento, a veces es mejor olvidar, otras ignorar, aunque lo mejor es perdonar, siempre lo difícil es lo mas sano para la mente y alma.
Justo en este momento vivo una ofensa que no se como tomarla, daré unos días para que el panorama se aclare y luego veré que hago con ella.

Feliz fin de semana

Mariángel dijo...

Jajjajaj no te preocupes Gil!!!..

Pero la frase como tal no tiene nada de malo,es muy cierto. Lo ideal es que sepamos borrarlas, y creo que si se puede...

Saludos!!