30.11.08

Paulo Coelho: La Amargura

Ciertas personas, movidas por el afán de construir un mundo en el que no pueda penetrar ninguna amenaza externa, fortifican sus defensas contra el exterior (gente desconocida, lugares nuevos, experiencias diferentes) y dejan el interior desguarnecido. Partiendo de esta situación, la amargura comienza a causar daños irreversibles.

El principal objetivo de la amargura (o vitriolo, que diría el médico de mi libro) es contaminar la voluntad. Las personas que sufren este mal van abandonando sus deseos, y al cabo de pocos años ya no consiguen salir de su mundo, pues gastaron enormes reservas de energía construyendo unas murallas altísimas con la intención de que la realidad fuese como habían deseado.

Al evitar los ataques desde el exterior, están limitando también el crecimiento interno. Siguen yendo a sus trabajos, viendo televisión, quejándose de los atascos y teniendo hijos, pero todo eso ocurre de manera automática, sin llegar a entender bien por qué actúan de esta manera –al fin y al cabo, todo está bajo control.

El gran problema del envenenamiento por amargura consiste en que todas las pasiones (odio, amor, desesperación, entusiasmo, curiosidad) dejan también de manifestarse. Transcurrido algún tiempo, ya no le queda al amargado ningún deseo. No tiene ganas de vivir, ni de morir.

Por eso, para los amargados, los héroes y los locos resultan siempre fascinantes: porque no tienen miedo de vivir ni de morir. Tanto los héroes como los locos son indiferentes ante el peligro, y siguen adelante aunque todo el mundo les diga que no deben hacer determinada cosa. El loco se suicida, el héroe se ofrece al martirio en nombre de una causa –pero ambos mueren, y los amargados se pasan muchos días y muchas noches comentando lo absurdo y lo glorioso de ambas acciones.

El amargado crónico sólo nota su enfermedad una vez por semana: las tardes de domingo. Entonces, al no estar trabajando o inmerso en la rutina que alivia los síntomas, se da cuenta de que algo no va bien. Nada bien.


Fuente: Paulo Coelho en su columna "Alquimia"
Revista Todo en Domingo, Diario el Nacional
www.paulocoelhoblog.com
Ilustración Vanessa Balleza vanessa@ballezarte.com.ve
Traducción Diego Chozas Ruiz-Belloso

29.11.08

Día cool

Para sacar un poco de mi mente la semifinal que jugábamos el día de hoy, apenas me levanté fui a hacer unas diligencias en un centro comercial cercano. Al final lo que hice fué pasear un rato y llegué a casa a golpe de mediodía.

Cerca de las 3, bajé a las canchas a dirigir a mi equipo en la final contra Los Ruices, los campeones de los dos últimos torneos. El juego se fué caldeando y Cacrete alcanzó un nivel óptimo para el triunfo, pero el rival nunca cedió por lo que nos mantuvimos por debajo del marcador casi todo el cotejo. Faltando poco para el final, la habilidad y el férreo corazón de mis jugadores, nos dieron la ansiada victoria. Mañana a las 7:00 será la final, pero ya mis jugadores me demostraron de que están hechos y superaron por mucho las espectativas que se tenían de ellos.

Casi sin celebrar, nos reunimos para ir a jugar REBALL, que no es mas que paintball pero con bolitas reusables, sin pintura. Unos cuantos "cacretinhos" acompañados de amigos de la cuadra fuimos a dispararnos unos a otros en lo que fué uno de los momentos mas agradables que haya tenido. Gran día el de hoy.

En las imagenes de Nelson Pérez, la celebración por el pase a la final y su servidor antes de entrar a la cancha de reball.

NOTA: Por el mal estado de la cancha debido a la lluvia, la final del torneo fué pospuesta para el día jueves 4 de diciembre.

26.11.08

Cuando el ego ama el pasado...

todas las noches
un abrazo al aire
y un suspiro.

© gil

Creative Commons License
*el autor de la imagen tiene todos los derechos sobre la misma

25.11.08

mendicante

rostro oculto,
imagen imponente,
gesto benigno.

© gil

Creative Commons License
Imagen: Farl en Flickr

No just bored ... So bored!!

Estos últimos días he estado actuando mecánicamente y eso no me gusta. Incluso he abandonado un poco el blog puesto que llego agotado a casa y con la inspiración en su mínima expresión.

Ya les había hablado de lo aburrido que es mi empleo actual. Muchos me dijeron: "Que bien, es una nueva experiencia, algo aprenderás".

Pues bien, acepto el apoyo de todos, pero este es un trabajo "mientras tanto" y tengo mala experiencia con ellos. En el momento que uno empieza a aguantar,la cosa va mal. En la empresa no hay ningún tipo de planificación. Todo se arregla con el famoso "como vaya viniendo, vamos viendo" y al ser su servidor el único empleado en una empresa de demasiados socios se imaginarán quien paga los platos rotos y la cabeza de quien rodará ante un error grave de alguno de ellos. Y si el error es mío ...

Muchas tareas repetitivas pueden llegar a ser divertidas, pero cuando haces algo una y otra vez por errores ajenos - no admitidos - la situación se vuelve tediosa y casi insostenible.

Estoy en plena búsqueda de otro empleo, ya me aburrí.

20.11.08

...

estoy ausente,
perdido en mi mismo,
lejano de mi.

© gil

Creative Commons License
Imagen: Via Creativa en Flickr

19.11.08

Ofensa

"La ofensa es como un buen haiku: puede ignorarse, desconocerse, perdonarse o borrarse, pero nunca puede ser olvidada".
Mirumoto Jinto

18.11.08

haiku

brisa sin rumbo,
luz cálida, benigna,
huele a quietud.

© gil
Creative Commons License
Imagen: MorBCn en Flickr

17.11.08

entrega

nada tengo,
pero en un abrazo
lo dejo todo.

© gil

Creative Commons License
Imagen: Jade Butterfly en Flickr

16.11.08

Como brisa

Acariciame,
luego déjame solo
en el silencio.

© gil

Creative Commons License
Imagen: Anne en Flickr

13.11.08

duda de amor

deshojas flores
con preguntas erradas.
¿tu te quieres?

© gil

Creative Commons License
*el autor de la imagen tiene todos los derechos sobre la misma

12.11.08

ironía

tú, retorcido
avanzas hacia lo alto,
otros se hunden.

© gil

Creative Commons License

*el autor de la imagen tiene todos los derechos sobre la misma

11.11.08

Entren que caben 100 ... a los coñazos!!

Supongo que todos los sistemas de metro en las grandes urbes son iguales al de Caracas en la hora pico, un total desastre. Todos los días al salir del trabajo debo tomar el metro, como la mayoría de los caraqueños pelabolas como yo. La gran ventaja que tengo es que sólo me separan dos estaciones de mi casa.

La verdad, el tumulto no afecta en lo mas mínimo mi estado de ánimo, porque estoy conciente de que es una situación que hay que "calarse". Normalmente escucho mi Ipod tranquilamente y me dejo llevar por el gentío, tanto para entrar como para salir. hace dos semanas me reía solo porque escuchaba "Cara Valente", de María Rita, en cuyo video aparecen varias personas entonando la canción con una gran sonrisa en la cara, mientras que al voltear a mi alrededor veía las típicas caras de agotamiento y enojo del caraqueño cuando sale del trabajo y debe lidiar con la ola humana desde que pisa la estación.

Hoy, justo detrás de mi subió una chica con su hija de no mas de 4 añitos. La llevaba a pie y por tanto, la gente que venía detrás las empujo brutalmente hacia mi. Por más que la madre gritaba a la gente que tuvieran cuidado, los energúmenos seguían empujando para entrar y/o acomodarse. Sacando fuerzas de donde no tengo traté de mantener a la niña a salvo con la ayuda de las personas que estaban hombro con hombro a mi lado. Lo logramos, al menos durante las dos estaciones siguientes, pues me bajé del tren esperando que la bebé llegara sana y salva a su destino. Que impresionante como el ser humano pierde todo el decoro, la educación y los valores bajo ciertas cirscunstancias.

Primera imagen: Interior de un vagón en hora pico por Evelyn Cristina en Flickr
Segunda Imagen: Estación Plaza Venezuela por Alguien en Flickr

4.11.08

Pensando en el humo

el humo cubre
la ténue luz de vida
¡Sopla! ¡Respira!

© gil

Creative Commons License
Imagen: Bahman Farzad en Flickr

3.11.08

Al paso, camino al paso

Tropiezo, caigo,
¡que camino tan agreste!
me levanto, sigo.

© gil

Creative Commons License
Imagen: KeeShen en Flickr

2.11.08

... y diferente de los demás.

El título de mi blog salió a la primera, sin mucho esfuerzo. Sentado frente al monitor, hace ya 4 años, tenía claro que mi blog sería una bitacora, un diario claro y simple.

Cuando tuve que elegir el título me pregunté ¿Como me vería yo desde fuera? y ¡Bingo! llegó a mi el adjetivo que muchas personas han usado durante toda mi vida para describirme, o al menos el más popular según mis estadísticas personales: RARO.

Y es que desde chico fuí mas raro que el carajo. Muchas personas me dicen que fuí una especie de niño prodigio, pero nunca me vi así, siempre le tuve que poner un mundo para mantener los estandares de mi entorno, sin dejar de lado mi rareza. Toda persona que de una u otra forma sea diferente del resto de su entorno es "el raro". En mi círculo social soy el único budista, el único blogger y se podrán imaginar la de chistes, chismes y pendejadas que he escuchado por ello. Eso, como toda crítica, no hace mas que dejarme claro el porque me gusta ser raro y alentarme a seguir diferenciándome de la gente normal. Y es que mi criterio, mis valores, mis creencias ... mi modo de ver la vida es mío. Es el fruto de la contemplación, del filtro extraño que tengo en mi mente que hace que fácilmente vea lo que es bueno o malo para mi y me permite escoger a mis anchas el camino que considero correcto - le llaman libre albedrío, creo - y andarlo de la forma que me plazca.

Si, como digo siempre, para mí todas las personas somos iguales, entonces todos somos raros. Lo que ocurre es que la mayoría no lo acepta y decide vivir la vida como le dicen, como lo define su entorno por miedo a que le pongan el cartelito de RARO.

No tan común, un raro viviendo entre normales, que gozadera.

Imagen: Beatriz Sasse